Juego erótico: el masaje más sexy

Uno de los juegos preliminares más excitantes es un masaje erótico con aceite. Elige un rincón en el que poder tumbar a tu pareja, ya sea la cama, el sofá o una hamaca. Los dos tenéis que estar cómodos, así que si puedes, pon muchos cojines a vuestro alrededor. Apaga los teléfonos y pon una música relajante... Empieza acariciando su cara, su cabello, para ir desnudándolo lentamente, sin prisas. Coge un poco de aceite de masaje y caliéntalo entre tus manos. Desliza las palmas sobre su cuerpo, empezando por el cuello, el pecho, los brazos... para seguir con las piernas. Haz que se dé la vuelta y masajea suave pero firmemente su nuca y los hombros. Ve bajando por su espalda hasta llegar a las nalgas, recorriendo la parte interna de los muslos. Deja las zonas más erógenas para el final del masaje... no conviene que la excitación sea irresistible, porque después de tu masaje sexy, ¡te toca a ti!    

Publicado el 22/07/2010

Todas nuestras webs

Publicidad